“Porque Diego Trelles Paz tiene
autonomía propia y su concepción del
lenguaje como trabajo de orfebrería no solo
convierte Bioy en un ejercicio estilístico de
enorme calado, sino que sitúa al escritor a
la cabeza de su generación.”

Reviste QUE LEER (España)

Oct. 2012